La Dirección General de Migración y Extranjería (DGME), con el firme compromiso de ejecutar los planes de seguridad en el territorio nacional, trabaja coordinadamente con las autoridades de seguridad pública a través de la Unidad de Protección Migratoria de la DGME, para erradicar el cometimiento de delitos transfronterizos como la trata y tráfico de personas.

 

La lucha contra las redes de organizaciones criminales requiere del esfuerzo de todas las instituciones, tal es el caso del control territorial que ejecuta la Policía Nacional Civil, La Fuerza Armada y las Patrullas Migratorias, en puntos no autorizados como la zona de Perquín, Morazán y Anguiatú, Metapán, ya que son zonas en las que a diario transitan comerciantes y personas particulares, la seguridad de la ciudadanía es prioridad para las autoridades.

Asimismo, se  realizan patrullajes en la zona de Puente la Integración, ubicado en el municipio de Victoria, departamento de Cabañas.

Las acciones de las autoridades buscan supervisar e intervenir todas aquella acciones ilícitas con los procedimientos de patrullajes en conjunto en zonas fronterizas.