El Director General de Migración y Extranjería, Licenciado Héctor Rodríguez, reiteró que si bien hay preocupación por el incremento que se ha tenido este año de personas retornadas que tienen con algún tipo de antecedentes y retornados con perfil de pandilleros, el Ministerio de Justicia y Seguridad Pública (MJSP) está trabajando en nuevas disposiciones que se suman al esfuerzo de la seguridad en el país.

El año pasado se recibieron 524 retornados con perfil de pandillero, de los cuales se capturaron 71 porque tenían orden de captura en El Salvador; este año, del 1 de enero al 29 de junio fueron 556 retornados con perfil pandilleril y de ellos fueron detenidos 46.

“Sí hacemos detenciones, pero en lo que el marco legal nos permite. Tenemos en el sistema todas las órdenes de captura; ya sabemos cuándo viene un retornado y trae orden de captura o algún tipo de antecedente. Ese cruce de información la hacemos con el gobierno de Estados Unidos”, dijo el Director General.

Otro de los puntos destacados este día por el titular de Migración fue la aprobación de los diputados de la Asamblea Legislativa para que el pasaporte vuelve a costar $25, tal y como lo era en 2012. Los diputados, además, autorizaron que la vigencia del pasaporte ya no sea para 5 años, si no que sea para 6 años.

A finales del 2015 la Corte Suprema de Justicia determinó que el aumento a $25 que se le había hecho al pasaporte en 2012, fue por decreto ejecutivo y no por decreto legislativo como tenía que ser, ya que se trata de un incremento de tasas.

“No ha habido ningún incremento al pasaporte, nada más la Asamblea ha autorizado el aumento que se había hecho en 2012”, aclaró el Director de Migración.

El cobro de los $25 le permitió a la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME) mejorar el servicio de emisión de pasaporte en El Salvador, el cual es uno de los más eficientes en el mundo, elaborado con altas medidas de seguridad.

El titular de Migración también detalló que esta semana, o la próxima, se presentará a la Asamblea Legislativa –a iniciativa del presidente de la República- una ley transitoria para regularización de centroamericanos.

“Vamos a darles la oportunidad a los centroamericanos que viven en El Salvador para que se regularicen. Si viven en El Salvador, si trabajan aquí, si estudian aquí y ya no se van a ir del país, consideramos que es conveniente tanto para los intereses de ellos como para los intereses de nosotros -como país- darles la oportunidad de que se regularicen”, dijo el Lic. Rodríguez.

Esta ley lo que va a permitir, por dos años, es una amnistía: se les van a dispensar las multas por haber estado de manera ilegal, se les van a reducir al mínimo los trámites y se va a reducir al mínimo los costos que tiene por regularizarse.Presentarán propuesta de reforma migratoria a la Asamblea

La DGME presentó la semana pasada esta iniciativa al Parlamento Centroamericano (PARLACEN), donde estaban los directores de migración de estos países. Se están haciendo cabildeos con los países vecinos para que hagan lo mismo con los salvadoreños en sus territorios.