Como parte de las relaciones de cooperación y entendimiento que el Director General de Migración y Extranjería, Licenciado Héctor Rodríguez, ha establecido con diferentes instituciones gubernamentales y de la sociedad civil, este día la Directora de Atención al Migrante, Ana Solórzano, recibió un donativo por parte de la Iglesia Luterana.

Brindar atención inmediata y de acuerdo a las necesidades de los retornados, es parte de las prioridades que deben cumplirse en el proceso de recepción de los connacionales salvadoreños, por lo que la iglesia Luterana realizó el donativo consistente en kits de higiene y útiles escolares para la niñez.


“Este tipo de ayuda sin duda dignifica los derechos de la persona migrante, que tras un retorno agotador y desgastante, lo primero que solicitan nuestros connacionales es ducharse para poder regresar a sus comunidades de origen limpios y cómodos”, expresó la Directora de Atención al Migrante, Ana Solórzano.


Por su parte, los representantes de la iglesia Luterana reiteraron que continuarán brindado su ayuda a los connacionales que retornan a El Salvador, así como a las acciones que la Dirección General de Migración y Extranjería (DGME), a través de la Dirección de Atención al Migrante (DAMI) realiza en beneficio de esta población.